lunes, 16 de marzo de 2009

Despertando...


“¿Qué es lo que más necesitamos hacer para salvar nuestro mundo?”

“Lo que más necesitamos hacer es oír dentro de nosotros los sonidos de la Tierra llorando”

Thich Nhat Hanh

Con frecuencia hemos escuchado o leído que sabios y místicos sostienen que la humanidad está dormida.

Esta afirmación ha provocado que dedique muchas horas de contemplación con el fin de dejar que su significado profundo se vaya manifestando; como parte del mismo ejercicio quiero compartir contigo lo que este fue dejando.

Los seres humanos, conciente e inconcientemente, hemos destruido el equilibrio de nuestra Madre Tierra en una suerte de atentado contra nosotros mismos y el resto de las especies con las que convivimos; el suicidio es la consecuencia de una enfermedad, por lo que me permito aceptar que la humanidad está enferma.

Cuando decimos que la humanidad está dormida, podemos aventurar que se trata de nuestra imposibilidad de reconocer la enfermedad que padecemos, y esta falta de reconocimiento nos impide abordar las respuestas necesarias que erradiquen nuestro mal.

Despertar implica mirar de frente nuestras miserias y aceptarlas como parte de nuestra creación; preferimos permanecer dormidos por miedo al dolor que esto nos infligiría, pero de la misma forma que aquel que no quiere enamorarse para evitar el sufrimiento que esto podría causarle mediante un desengaño, en este viaje truncado la humanidad se pierde el éxtasis y la alegría expansivos a la que nos exponen nuestros sentidos completamente despiertos.

Abrir los ojos es aceptar que hemos creado formas de convivencia social autodestructivas, que nuestros sistemas económicos se han deshumanizado y su único propósito es sostenerse a sí mismos, que la política ha perdido de vista que su propósito es facilitar la felicidad de los pueblos, o que como individuos hemos perdido todo contacto con nuestra naturaleza espiritual y nos hemos convertido en simples máquinas cuyo propósito es sobrevivir, o acumular si somos más afortunados y estamos posicionados más alto en la escala social.

Enfrentarlo puede ser doloroso, pero necesariamente un estímulo creativo que pone en marcha nuestra capacidad de sanarnos como individuos y como especie; este viaje, igual que el de una oruga que se transforma en mariposa, pone en marcha las respuestas creativas que necesitamos para que nuestras sociedades recuperen el sentido y dejen de ser meros amontonamientos de individuos funcionales a un esquema meramente económico, para convertirnos en comunidades de individuos que se experimentan una unidad que brega por el bienestar común.

Podemos graficar este viaje como un parto con dolor, en definitiva un viaje sagrado que todos debemos asumir para que más allá de su experiencia aparezca la vida con toda su intensidad; el despertar de la humanidad no es ni más ni menos que un impulso evolutivo que late en nuestra especie y que puede acelerarse simplemente teniendo el valor de aceptar nuestra condición y dejar que la intrínseca creatividad humana nos impulse hacia los estados deseados de nuestro corazones mancomunados.

Por Pablo de la Iglesia, Ph. D.

7 comentarios:

Logan y Lory dijo...

Uno de los problemas mas graves de la humanidad es que los hombres pocas veces reconocemos que nos estamos equivocando. Mientras esta actitud no cambie, el mundo, nuestro mundo seguirá el mismo declive.

Par ti, un abrazo de "lunes azul"

Jurema dijo...

Esto ya lo percibimos Nur!!

El problema esta en qué una vez transformado el sistema de vida, pedes ser feliz? cuando el medio se convierte en hostil.
Cuando los tuyos no te entiendan y te ingresen por que te diagnostiquen un trastorno de la personalidad?
Lo suyo seria que lo hiciéramos todos a la vez!!no?

Según las nuevas teorías en el año 2012 los pocos que queden serán los que estaban preparados según los patrones vibracional adecuados....

Venga Nur!! que solo nos quedan tres años para arreglarlo todo.
Un besote.

Nur dijo...

Logan Lory, siempre es un placer veros por aqui...

Jurema, yo lo de peder lo llevo bien, sobre todo después de los calçots... jajajaja

Besos muchos

Anna M dijo...

Hola!!
Thich Nhat Hanh, me encanta la sencillez con que dice las cosas, pero la contundencia de sus palabras.
Pues hasta que no nos aceptemos a nosotros mismo, nos amemos y respetemos no lo haremos con los demás y con nuestra querida tierra.
Un abrazo!!

Anónimo dijo...

Hola Nur, muy bonito tu post de hoy.En los textos budistas leemos: “…habitualmente el hombre construye su vida sobre arena. Se contenta con ideas, pensamientos y creencias acumuladas, aprendidas de oídas y que nunca han sido verificadas con la experiencia. Tu personalidad no está hecha de la amalgama de ideas comunes. Debe brotar de lo más profundo de ti mismo. Afirma lo que eres..”
Eso cuesta..pero ahí estamos!!
Ah!! y no me ha gustado nada el premio que me has otorgado, porque, como buena Sagitario no me gusta ir de anónima...
Besos
Maria

moderato_Dos_josef dijo...

Opino que la humanidad está muy enferma, en efecto. Y ahora mismo e4s incapaz de regirse por sí misma. Por lo que necesitaríamos una ayuda exterior.¿Llegarán los alienígenas a salvarnos? Porque nuestro creador creo que perdió la confianza en nosotros hace tiempo...

Angeles dijo...

Creo en esto pero también se que al menos por el momento el despertar es individual y corriendo los riesgos que dice Jurema, ojalá exista un 2012 de cambio global pero bueno hubo tantas fechas que ... ya no me da mucha confianza.
Besitos.

Aviso

Para una correcta visualización de este blog recomiendo usar el navegador Google chrome o Mozilla Firefox,
El Internet explorer está dando fallos y no lo muestra completo.
O, a veces..., todo lo contrario...